Dientes

¿Qué son y por qué nos salen las caries?

Más de uno (y más de dos) de los que estén leyendo este post tendrá un empaste en alguna de sus piezas dentales. ¿Por qué tuvo el dentista que poner esa mancha oscura en su boca? Aunque ahora, todo hay que decirlo, hay empastes más blanquecinos. El caso es que el especialista detectó una caries en alguno de sus dientes, por lo que procedió a tratarla con el empaste. Pero, ¿qué es exactamente la caries? Y, sobre todo, ¿por qué demonios nos salen?

La caries es una especie de agujero que se forma en el diente a consecuencia de la placa. Estamos en las mismas, ¿no? ¿Y qué es la placa? Es una sustancia formada por bacterias que convierten el azúcar y el almidón proveniente de los alimentos en ácidos. La placa forma la infección que deriva en la aparición de la caries si permanece mucho tiempo sobre el diente. La infección va deteriorando el esmalte que recubre las piezas dentales, por lo que el consiguiente agujero puede ir perforando capas hasta llegar a la zona interna del diente, donde se aloja el nervio. Cuando esto ocurre, la persona suele sentir un dolor fuerte, sobre todo después de comer.

El dentista, al detectar que una caries se está apoderando peligrosamente de su diente, intenta evitarlo retirando la zona dañada y rellenándola con el famoso empaste, que sirve para sellar la zona afectada por la caries.

¿Qué podemos hacer para evitar este tipo de situaciones? En primer lugar, cuidar la dieta, pues el consumo de gran cantidad de golosinas o bebidas que contengan muchos azúcares favorece la aparición de caries. En segundo, es muy importante cuidar la higiene bucal diaria, cepillando los dientes después de cada una de las comidas (mantener una óptima higiene bucal ayuda no solo a evitar las caries, sino otros muchos problemas bucales). Por último, nunca debe olvidar una o dos visitas anuales a su dentista, ya sea para prevenir las caries como otras muchas enfermedades bucales.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *